Asociación de Familiares de Enfermos de Alzheimer (AFA Conil)

Inicio arrow Noticias arrow Últimas arrow Una zaragozana detecta el alzhéimer a través del ojo
Una zaragozana detecta el alzhéimer a través del ojo PDF Imprimir E-Mail

La investigadora zaragozana Celia Sánchez Ramos presentó ayer una nueva patente para la detección precoz del alzheimer. El método que ha ideado aprovecha la operación de cataratas, cuya franja de edad es parecida a la de la citada dolencia. El público objetivo de este sistema de detección serían nada menos 350.000 personas al año, que son las que se someten a la intervención ocular.

La doctora Sánchez usa el cristalino que se extrae en la operación de cataratas.

 

20/05/2011 F. M. H. 

La investigadora, profesora de Óptica de la Universidad Complutense, está nominada al Príncipe de Asturias de Ciencias este año, por su abundante contribución a las patentes en investigación en España. De hecho, ha sido propuesta por la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual, dependiente de la ONU. Entre otras invenciones, ha diseñado unas lentillas protectoras, un preciso sistema de detección por la retina o un filtro para soldadores, que le valieron el premio a la Mejor Inventora del 2009.

Esta nueva idea surgió "de las investigaciones que detectaron que los betamiloides, péptidos --valga decir, trozos de proteína-- que indican la presencia del alzheimer no solo se acumulaban en el hipocampo cerebral, sino también en el cristalino", según explicaba la investigadora. "Es precisamente la parte que se extrae en la operación de cataratas, por lo que se nos ocurrió la idea de aprovechar este desecho médico".

Después de comprobar que estos biomarcadores no desaparecían tras la operación, se desarrolló y se patentó el método que fue presentado ayer. "La ventaja es poder aprovechar un desecho de la operación, y hacerlo además sin dañar al paciente. Se podría detectar aunque no hubiera operación de cataratas, pero ya habría que extraer una muestra del cristalino, sería un procedimiento invasivo", aclaraba la investigadora.

"Además, estos aminopéptidos se presentan antes que los síntomas de la enfermedad, por lo que sirve para la detección precoz", indicaba Sánchez Ramos. "Actualmente, cuando se presentan los síntomas la enfermedad está desarrollada, y el tratamiento precoz aumenta muchísimo la calidad de vida del paciente, además de aumentar las expectativas. Al fin y al cabo, sabemos que hoy no hay cura para el alzheimer, pero quién sabe si la habrá dentro de ocho años", aventuraba.

Celia Sánchez Ramos aprovechó para elogiar el nivel de la investigación en España. "Hace unos años decías que eras española y te miraban distinto, hoy es un orgullo. Hay gente muy formada, trabajando en red con científicos de todo el mundo, y con un esfuerzo sobrehumano. Hace falta caerse muchas veces a la hora de encontrar lo que buscas en investigación, pero no hay financiación", lamentaba.

 
< Anterior   Siguiente >